Una Exclusión Social Invisible

16 comentarios    |
Compartir esta nota:

Cuando hablamos de “exclusión social”, por lo general tendemos a pensar en la gente que vive en la calle, en los jóvenes que no tienen empleo, en las personas con ciertas discapacidades, etc. En Diagonal Asociación Civil, hace varios años que venimos trabajando con una nueva “exclusión social” o “exclusión social invisible“, que está representada por una franja de la población cada vez más grande y que incluye a las personas que están activamente buscando trabajo y que tienen entre 45 y 70 años, de clase media, muchos con una gran formación académica y experiencia laboral. Y decimos que es una “exclusión social invisible” porque por el momento no somos conscientes, como sociedad ni como Estado, de las dimensiones y consecuencias económicas y, sobre todo, sociales, emocionales y psicológicas que presenta esta población.

Una de las razones por las cuales esta población pasa desapercibida, y no se la considera como “excluida”, se debe a que físicamente no presenta ningún rasgo de exclusión ni marginación. Pero el “peligro” de este “aparentar” es, justamente, que el daño, sufrimiento y sus lógicas consecuencias transitan y transcurren dentro del individuo, sin muchas veces, a primera vista, presentar algún tipo de síntoma “visible”.

El riesgo de ser un “excluido invisible” es que, a medida que pasa el tiempo, más se profundizan las consecuencias emocionales y psicológicas (angustia, depresión, baja autoestima, desvalorización, miedo, paralización, etc.) que traen el estar desempleado.

Desde todaviaservimos.com apostamos a que, desde toda la región y junto al Sector Público, el Privado y la Sociedad Civil, podamos crear un nuevo Paradigma que incluya nuevamente en la sociedad a esta población que todavía tiene mucho para seguir aportando a las empresas, al mercado laboral, a la sociedad y a la Vida en general…

Dejá tu comentario

  1. behaxtmt dice:

    xyzhukwb

  2. Jaquelina dice:

    Pase por diagonal recientemente y fue una muy buena experiencia donde sume conocimientos, actualización y por sobre todo contención, también saber que hay muchas personas en igual de condiciones,me quedo con esta frase excluidos invisibles, con la esperanza que se revierta y haya oferta laboral donde sea indistinto la edad, veo ademas hoy la expectativa de vida cambio y una persona de 45 0 50 años se siente igual que todos para trabajar!! Gracias a todos!




Diagonal